Suicidios en Rosario de la Frontera y Abuso Sexual Infantil – Salta -Argentina –

Quienes trabajamos con victimas de violencia sexual, nos encontramos muy frecuentemente con niñas adolescentes que se hacen cortes en los brazos con cuchillos, vidrios de botellas, tijeras, al preguntarle a una adolescente de 14 años porque lo había hecho me respondió que porque el dolor era muy fuerte, no aguantaba mas. También muchxs han intentado suicidarse o lo han hecho, especialmente en aquellas situaciones en que el abusador estaba impune, en que reinaba la impunidad, generando esto impotencia, confusión, ira.

En las entrevistas con victimas de violencia sexual aparece también las imágenes que irrumpen, la incorporación del abusador y la dificultad para delimitarse, aumentando la gravedad del daño el no poder escucharse a si mismxs y tener incorporado el discurso abusivo. Una joven me decía -“Quiero operarme los pechos para sacarme los manoseos de mi padre”.

Me interesa reflexionar sobre abuso sexual poder comprender y visualizar el abuso sexual infantil y sus graves consecuencias como los suicidios, depresión, bulimia anorexia, alcoholismo, drogadicción, porque generalmente tienden a omitirse, a no verse, y esta conducta criminal se sigue perpetuando y seguimos patologizando a lxs jóvenes.

En un diario leí una referencia a que un joven que había ejercido el rol de coreógrafo en “Bailando por un diez “ en la escuela 5009 de Rosario de la Frontera, que era muy admirado por las chicas, había hecho un video en que aparecía desnudo y escenificando que se ahorcaba.
También se comentaba que varias adolescentes habían recibido mensajes en el celular que decía “Soy Cami hace circular este mensaje si no a las 4 y media estoy en tu cama”.

Muchxs dijeron “Que hay una fuerza extraña que lxs atrae, que eso les da miedo, que temen cometer una locura”.
El cargarse con la sexualidad del otro, rompe las fronteras, genera confusión, no permite delimitar la sexualidad, la violencia y el afecto.
El video era de alguien admirado con el cual se bailo. Con la experiencia que tenemos de Bailando por un sueño, esperamos que el baile no haya tenido las características del programa, del cual se tomo como referencia el titulo.

Los mensajes enviados a los celulares no son inocuos, no son chistes, son formas de acoso sexual, toda amenaza se vive como peligrosa y por eso es una forma de violencia.
Del video, si es que realmente existió es abusivo sexual, esta desnudo y ahorcándose (simulando). Se trataba de la persona admirada, deseada, el ver la escena genera emociones, sensaciones, es una escena de exhibicionismo sexual sadomasoquista. El verlo pudo provocar Trastornos de Estres postraumáticos: imágenes que irrumpen, miedo, dolor. Aquí quiero diferenciar irrupción de lo traumático, tener al perseguidor adentro de imitación. La imitación es consciente, hay diferenciación, se esta en el aquí y ahora, querer pertenecer, en el Estres postraumático hay irrupción, no hay conciencia ni control, la situación traumática se vive como presente, no hay discriminación victima victimario.

Agregada a la imagen del video las muertes reales, pone mas en riesgo la vida de lxs adolescentes, por sus consecuencias traumáticas, por identificación con compañerxs, culpa por ser supervivientes, tensión por las demás violencias que puede haber detrás de esto, por lo romántico de morir juntxs (Romeo y Julieta) Aunque aquí es un simultaneo, no juntos y en soledad por eso pienso y no puedo dejar de pensar en los abusos sexuales que hay detrás de todo esto, que no son juegos de internet, que pasan en todos los ámbitos y que tienen eso de ataques criminales a niñas, niños, simultáneamente o sucesivamente, en lxs que están solxs, a veces el abusador esta afuera y otras veces esta presente en sus victimas.

Uno de los artículos periodísticos leídos se hacia la pregunta “Que estará pasando por la cabeza de estos chicos?”.
Sabemos que muerte, cuando se sufre alguna forma de violencia parece ser a veces la única salida, otras estar todo el tiempo en internet, el alcohol o la droga, o la sexualidad compulsiva, las violencias sufridas, las imágenes vistas.
Que nos pasa en nuestras cabezas en las que les seguimos privando de educación sexual, y dejamos que los programas televisivos sigan trasmitiendo denigración de la mujer, fragmentación, cosificación, machismo, en las violencias naturalizadas que son las formas de comunicación cotidianas.

Que nos pasa que no podemos escucharlxs, que puedan crecer con autoestima, que puedan soñar y cumplir sus sueños, que dejen ser juguetes objetos de consumo o consumidores y puedan ser protagonistas y juntxs cambiar el juego del ahorcado, que no solo esta en internet, sino que es nuestra realidad cotidiana, de abusos sexuales, de gatillo fácil, de contaminación, de consumismo, de falta de alternativas, de ocultamiento, de desamor, impotencia, de soledad, de doble discurso, de indiferencia.

Los suicidios nos están diciendo algo, escuchemos, que lxs que están puedan dibujar, escribir, gritar, romper el silencio, reunirse, tener proyectos, cuidarse y percibir y poder expresar lo que sienten, lo que quieran, lo que necesitan, es inmenso el dolor y es hora de empezar a compartirlo, no se evitan los suicidios poniendo rejas, sino abriendo puertas y encontrando nuevos caminos y que puedan ser protagonistas y vivir libres de violencia y que ninguna violencia quede impune.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *